La regla de Thomas Mun


Mientras el estatus quo cubano siga considerando al trabajo asalariado y al cuentapropista el origen de todos los males, estaremos mal, mientras no salgamos de esta ideología. Esta ideología es el corazón del marxismo y de muchas maneras pone las cosas en esos términos. Hasta el fifo dijo una vez que el socialismo no ha funcionado ni en Cuba.

Este es un término que los marxistas no quieren reconocer la falla de su teoría, por la coherencia, que hace que sus errores axiomáticos estén correlacionados con toda la teoría y mover uno se derrumba todo el resto.

Lo socialdemócratas pueden permanecer aceptando un marxismo que posterga las expropiaciones, pero aún en este caso han generado sociedades en que es posible vivir, aunque con muchas fallas. Este es el caso de los socialismos del norte de Europa.

Su rechazo del trabajo asalariado les impide aprovechar a este motor de la historia, en toda su amplitud como es el caso de los Estados Unidos.

Es precisamente en los Estados Unidos donde se han generado medidas heroicas que someten y controlan este instrumento impidiendo sus descarrilamientos, aunque no han logrado dominarlo en lo fundamental: las relaciones entre países y regiones de donde los capitalistas obtienen su plusvalía.

Todos los males del capitalismo, que no del trabajo asalariado provienen y tuvieron su origen en las relaciones entre las repúblicas italianas y luego Inglaterra con la India.

Esa relación que fue primero de compra venta de manufacturas exóticas y luego de desplazamiento de los productos indígenas forzados por los dominadores ingleses.

Alrededor de esto se generó la teoría económica, primero de Thomas Mun y luego de encubrimiento por Adam Smith y David Ricardo.

La regla que aún perdura según decía Mun, es cuando llegues a un lugar ve si hay mercancías parecidas a las tuyas, si las hay vende las tuyas a pérdida hasta que hayas acabado con la manufactura local, y al final podrás vender al precio que te produzca mayores beneficios.

Mun escribió su libro, que permaneció secreto por 30 años, pero su hijo después de su muerte lo publicó.

La tragedia es que Smith y Ricardo los ocultan y hablan del libre comercio y la libertad, pero practicando y apoyando estas prácticas. Ricardo fue el prestamista de la compañía East Indies Co.

Y en el caso cubano, Marx cuyas teorías son el rector de la economía cubana absorbe como una ley científica las peroratas de Ricardo y Smith, dándoles la máxima calificación científica, para negar que la plusvalía está en la ley de Mun antes dicha.

Ricardo describe el hecho productivo como un hecho esclavista donde el obrero trabaja por lo que come y viste y no según el producto de su trabajo.

Esta es la tragedia que convierte a los cubanos en esclavos, se les niega a todos los niveles el ser remunerados con el producto de su trabajo y se induce de esta manera una sociedad de esclavos rodeadas de una palabrería empalagosa de libertad, de humanismo y quien sabe que mas se les ocurre decir todo bueno pero el hecho es que se esclavizan a si mismos.

¿Cuando tardarán los cubanos y los seguidores de Marx en todo el planeta en darse cuenta de esto?

Tal vez tengan que renunciar a su materialismo que los hace víctimas de estas estratagemas.

Anuncios

4 pensamientos en “La regla de Thomas Mun

  1. En vez de perder tu tiempo buscando como destruir las ideas de Marx, ponte a pensar cuál pudiera ser la manera más eficiente de distribuir en una sociedad el valor de lo que produce cada quien en base a su aporte en la producción. Empieza por formas elementales y luego piensa en las formas más complejas y veras que sí se puede vivir mejor que como hemos estado viviendo hasta ahora, tanto en el capitalismo como en el llamado comunismo. Saludos

    • Gracias por tu comentario, que me dice que no he estado perdiendo mi tiempo. Hay varias formas de superar los males del sistema económico existente.Te las cito solo como una lista.
      1. la Biblia en el levítico , tan remoto como la época de Moisés, se estableció una regla del jubileo que prescribían las deudas y además se restituían las tierras a sus poseedores iniciales en el sistema israelí.(Levítico 25). Sin negar la propiedad, le da un carácter transitorio.
      2. El feudalismo. En los contratos entre el señor y los siervos, que fué en sus orígenes el oficial romano y sus tropas, se establece un régimen de servidumbre, en que cada cual aportaba sus capacidades. El oficial organizando la guerra y los siervos trabajando la tierra, en un principio el exceso del producto quedaba en manos del siervo y al señor le correspondía un %, que en el caso de la iglesia era del 10% o lo que llaman diezmo. Este sistema conserva la ley de que el producto es para el productor excepto los impuestos, lo cual habilita a la producción a diferencia del sistema esclavista.
      3. Las propuestas del Senador Huey P. Long, que se refieren a la limitación de la herencia que puede traspasarse, la limitación del ingreso anual y la limitación al monto máximo que se puede poseer. Estas fueron introducidas al senado de los Estados Unidos en 1932.
      4. La propuesta que se deriva de los conceptos manejados en este blog, que se refieren a garantizar el equilibrio en las relaciones internacionales económicas y políticas de tal forma que ningún país quede deficitario con otro, mediante las medidas económicas tradicionales como aranceles, impuestos y restricciones, así como otras que se decida tomar cada país debe estar en equilibrio con todos los demás.

    • (continuación)
      Es interesante revisar la propuesta de Huey P. Long, senador de Estados Unidos que propuso en una ley al congreso de ese país, limitar las herencias hasta 5 millones de $ en 1932 y propuso que se pusiera un impuesto progresivo y una limitación máxima hasta poseer 50 millones de $.
      (Ver Autobiografía de Huey P. Long)
      En cualquier caso como en esta Blog se defiende la tesis de que el capitalismo aparece en las relaciones internacionales apropiándose de la plusvalía, producto del desconocimiento del valor de la mercancía en dos regiones diferentes, y luego por la dominación de un Estado sobre otro para mantener esa situación de desnivel a favor del estado dominante.
      Para los dominados es necesario generar una lucha para conseguir el equilibrio en las relaciones económicas mediante impuestos y restricciones y para ello deben derrotar al estado dominante.
      Tienes razón, no he desarrollado las tesis acerca de las medidas para superar esto, pero lo urgente derrotar al marxismo consume mucho esfuerzo y recursos. Que pases buen día

  2. Pingback: La regla de Thomas Mun | misescuba.org

Deja un comentario tu criterio es importante

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s