El dialogo y el Revocatorio. Documento para discusión sobre Venezuela


Los últimos acontecimientos vienen marcados y determinados por la acertada política dirigida por la Mesa de la Unidad Democrática de solicitar un Referendo Revocatorio, que tiene la virtud de ser una alternativa constitucional y de representar la voluntad de la mayoría de la nación de cambiar con la mayor premura posible el presidente de la República y todo su viciado sistema de socialismo marxista, apoyado por los intereses petroleros internacionales y ahora también por los intereses mineros cartelizados por todo el mundo.

Después del triunfo popular en la Asamblea Nacional del 6D, con una mayoría calificada, la mayoría del pueblo lo vio como un escalón logrado, en función del cambio de sistema.

Las condiciones actuales de escasez de alimentos y medicinas, los problemas de todo el que realiza alguna actividad con el control de cambios inoperante y arbitrario, el desempeño deplorable en todos los órdenes de la vida nacional de este gobierno, ponen, hacen urgente el cambio de gobierno. Esa necesidad de cambio del ser nacional fue asumida por la dirigencia de la Asamblea Nacional y la MUD, con lo cual se formó una unidad entre el pueblo y su dirigencia por el cambio necesario y se, expresó, cuajó en la lucha por lograr el Referendo Revocatorio.

Muchos obstáculos fueron sorteados para llegar hasta la recolección de las voluntades de hacer el revocatorio. El pueblo tuvo que enfrentar la desidia de los burócratas, los obstáculos de los cuerpos represivos y los colectivos que aterrorizan  en los barrios. Esto ha fortalecido a los venezolanos y acerado su decisión de cambio.

El sistema ha dado su coletazo, iniciado por la irrita, ilegal y destemplada declaración de invalidación de las firmas ganadas a pulso por la población, que pagó con varios miles de despedidos de sus empleos, con el aguante de atropellos y la respuesta a los ataques del gobierno en la primera recolección de firmas. Jueces venales escogidos por el partido de gobierno aducen que las firmas, que fueron rechazadas e invalidadas en el proceso, y que no son tomadas en cuenta por nadie, son motivo para declarar fraude

Los Estados de  Venezuela donde se declaró la ilegalidad o fraude de las firmas, fue donde el oficialismo tiene aún cierta fuerza y tiene gobernadores y arrecia la represión. Se puede asumir que lo hicieron desde la posición, la más fuerte que tienen, a fin de responder a asaltos populares en donde tiene más posibilidad de resistir, en contra de esas acciones ilegales e irritas de jueces venales.  Parece que la indignación popular no logró desatarse en esas localidades contra esos gobernadores, para hacer retroceder esas medidas contra la salida constitucional de este régimen.

En medio de la falta de reacción popular a esa medida, en sus puntos de origen, los estados donde se declara la nulidad de las firmas, lo cual es una primera falta de respuesta a  la dictadura. Se plantea la destitución del Presidente por abandono del cargo u otra causal de las que hay muchas y sobreviene el Diálogo.

El Diálogo nunca fue una alternativa para la salida de este régimen. Se sabe que, el líder español, Zapatero es un asociado con el régimen dictatorial y lo defiende unas veces abiertamente y otras veladamente. Pero Zapatero, quien va a disponer todo para que el gobierno salga favorecido del diálogo, fue recomendado en primer lugar por el G7 en dicho de la dirigente Alemana Ángela Merkel y segundo por el presidente de Estados Unidos Obama. Entonces el Diálogo ya venía presionado por las fuerzas dominantes del panorama mundial para favorecer la dictadura de Maduro.  Esta actitud de Zapatero, que es compartida por Samper, por Torrijos y por el de Republica Dominicana y los otros facilitadores del diálogo, forzó en primer lugar a que la oposición estuviera mal representada por Timoteo Zambrano, por Henry Falcón y por Carlos Ocariz que son afectos o rehenes de la dictadura, no sabemos bajo qué condiciones.

Luego la primera decisión de la mesa de dialogo de detener las manifestaciones, causó que se detuviera el movimiento que se había robustecido entre el pueblo y su dirigencia democrática. Esta derrota no es debida a “traición” de la oposición y si a la resultante de las presiones internacionales que han actuado y se pueden distinguir con cierta claridad.

La declaración a la salida del “Diálogo” refrendada por la oposición pudo haber sido uno de los discursos de Maduro. Habla de la defensa de la soberanía nacional cuando el gobierno está siendo señalado internacionalmente como violador de los derechos humanos, unos hijos de la pareja presidencial son declarados culpables de traficar estupefacientes con el motivo de financiar la campaña electoral de  la “pareja” del presidente, hay muchas más acusaciones pendientes de tráfico de drogas por altos personeros del gobierno. Luego el gobierno está en peligro de ser señalado como una amenaza mundial  a todas las naciones. Al declarar la defensa del la soberanía sin aclaraciones, se coloca la oposición como cómplices de esos delitos. Luego la oposición asume el discurso del gobierno de que es la oposición quien ejerce una guerra económica que causa los males del país. Por último niega la existencia de presos políticos. No  se nombra ninguno de los hechos cruciales que han traído esta crisis de  falta de alimentos, de medicinas: los controles de cambio, controles de precios  que han estallado en una inflación insoportable, la corrupción que rompe todos los límites, las políticas del gobierno que causan caída en la producción.

Que políticos con “burdel” como Ramos Allup o Chuo Torrealba hayan aceptado esta declaración, que limpia al régimen de toda culpa y se culpan ellos mismos, nos debe hacer pensar en lo poderosa de la presión internacional de las compañías petroleras internacionales contra los partidos de la MUD.

El pueblo venezolano difícilmente podrá enfrentar este desafío sin reconocer el fuerte apoyo internacional de las compañías petroleras a Maduro, que se puede ubicar por la contribución de Maduro a los aumentos de precios del petroleo y, el apoyo a Maduro de las compañías mineras  por la entrega sin restricciones de un territorio mayor que el de la isla de Cuba, con el AMO.

El rechazo que se gana el gobierno con su socialismo errático y su precarización de la vida del pueblo va a seguir creando las condiciones para que sea revocado, ya sea vía electoral o por cualquier otra que Dios tenga  misericordia de concedernos.

Dios, nuestro Señor, tiene más poder que esos capitalistas de las compañías petroleras y mineras que apoyan  a Maduro y su comunismo. No tengan miedo.

Anuncios

Deja un comentario tu criterio es importante

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s