Neo liberalismo y comunismo


tijeras
© Francisco Roberto Viera 2019

Estos dos modos de actuar coinciden por su origen y por sus objetivos, pero para entenderlo hay que hilar un poco de historia.

La historia bien entendida nos muestra un mundo de oposiciones entre naciones. En el siglo 18 (1700-1799), venció Inglaterra a Francia y España. El centro de la lucha el monopolio del comercio, Inglaterra obligó a España a darle en sus dominios el monopolio del tráfico de esclavos y libre acceso de barcos llevando mercancía. Este monopolio estuvo sostenido por la guerra. Cuando se vencieron los 30 años dados en concesión por España a Inglaterra, en Londres se promovió la guerra con España y se armó una flota de 150 barcos y 20.000 hombres para la invasión de América Hispana, en la cual se incluía 500 soldados de Virginia entre los cuales estaba el hermano de George Washington. Esta flota fue derrotada por Blas de Leso en la batalla de Cartagena dejando pérdidas de 6000 hombres para los ingleses entre muertos y heridos.

La política inglesa de monopolio del comercio incluía, como lo escribieron los fundadores de Estados Unidos, las licencias de trabajo y onerosos impuestos a los artesanos y agricultores, no se podía cultivar de todo y no se podían ejercer profesiones reservadas. Es decir mantenerse como productores solo de los cultivos y manufacturas que Inglaterra permite o afrontar la guerra. Los norteamericanos no fueron los únicos en afrontar la guerra por manufacturar independientes de Inglaterra, Paraguay único país hispánico que no firmó tratado de comercio con Inglaterra tuvo que enfrentar la guerra de la Triple Alianza aunque fue realizada por Brasil , Argentina y Uruguay.

Sigue leyendo

El comercio desigual con Inglaterra 1830-1910


Quizá el error que se puede distinguir es obviar que América Hispana se «independizó» de España cuando se consolidaba el poder mundial de Inglaterra. En 1814 es derrotado Napoleón y queda victoriosa la rubia Albión, para otros la pérfida Albión.

Las motivaciones del dominador eran muy claras. En la guerra de Sucesión 1713, al ganar Inglaterra no exigió mayores territorios, sino el monopolio del comercio de esclavos. Es decir que en esos tiempos lo que buscaba era relativo a disponer del comercio de la América.

En el libro de Cambridge sobre la diplomacia británica se ven las intrigas de esta nación relativas a la independencia de las colonias de España, y estaban muy claros en que no querían territorios pero sí hicieron y harían la guerra por el dominio del comercio. Sigue leyendo

On the free trade agreement between England and France 1786 – Version 2.1


Summary

On September 29 1786 the treaty was signed, which established the terms of trade between these nations. This is a surprisingly modern treaty. While the atmosphere was involved in the benefits of Free Trade, the English negotiators calculated in detail the advantages it could bring every branch of production and taxes that could withstand. On the French side there was not the same care. The result is that there was an invasion of English goods that brought uprisings in France due to the craftsmen who were left without a job. Most of them occurred in February 1789, weeks before the fall of the Bastille [1] . Sigue leyendo

Sobre el tratado de libre comercio entre Inglaterra y Francia 1786


Enero 2012
Resumen

El 29 de septiembre de 1786 se firmó el dicho tratado, que estableció las condiciones del comercio entre esas naciones. Este es un tratado de una modernidad sorprendente. Mientras la atmósfera estaba envuelta en los beneficios del Free Trade (libre comercio) , los negociadores ingleses calcularon detalladamente las ventajas que le podía traer cada ramo de producción y los impuestos que podría soportar. Del lado Francés no hubo el mismo cuidado. El resultado es que se produjo una invasión de mercaderías inglesas en Francia que trajo sublevaciones debidas a los artesanos que se quedaron sin oficio. La mayor de ellas ocurrió en febrero del año 1789, semanas antes de la toma de la Bastilla. Nosotros los latinoamericanos, debemos visualizar a Inglaterra con sus desarrollados intereses comerciales, en el juego del libre comercio logra abatir a los artesanos e industriales franceses, y todo ocurrió en un tiempo tan remoto para nosotros, cuando Simón Bolívar tenía apenas 3 años de edad. Esto nos revela la indigencia de nuestros artesanos incipientes frente a los tratados de libre comercio con Inglaterra firmados por casi todas las repúblicas iberoamericanas. Esta podría ser una de las explicaciones del infradesarrollo latinoamericano comparado con los países de Europa y los Estados Unidos. Latinoamérica perdió el siglo XIX con Inglaterra. Del siglo XX, se encargó los Estados Unidos. Sigue leyendo